Lidiar con el plagio que genera la IA

Lidiar con el plagio que genera la IA, además de las normas y expectativas cambiantes de los estudiantes, fue el principal desafío reportado por los 1.024 miembros de la facultad encuestados en 696 instituciones de dos y cuatro años en todo Estados Unidos, según nuestro informe “Faces of Faculty” del 2023.

La perspectiva de un profesor

Cuando se trata de las normas de los estudiantes, el engaño es el proverbial elefante en el aula. Y con la consolidación de ChatGPT, recientemente se ha vuelto aún más grande. De hecho, el 49% de nuestros encuestados citó el plagio y el engaño como un desafío, en comparación con solo el 37% del año pasado. Increíblemente, una encuesta reciente a estudiantes universitarios mostró que aproximadamente el 22% ya ha utilizado herramientas de IA para completar tareas o incluso exámenes, resaltando la magnitud del dilema ético al que se enfrentan los profesores.

Las estrategias para abordar el extendido problema del engaño habilitado por la IA van desde políticas de tolerancia cero, hasta una resignación desconcertada ante lo que puede parecer una fuerza tecnológica imparable que llega a las aulas.

Sin embargo, hay mucho pensamiento creativo y resolución de problemas sucediendo en el medio.

¿Cómo están lidiando con el plagio que genera la IA los profesores en el 2023?

Lidiando con el plagio generado por la IA 2

En sus propias palabras

"Debido a la creación de ChatGPT, la universidad acepta que este tipo de engaño va a suceder y no se puede detener completamente debido a la falta de software disponible para detectarlo. Ahora se basa más o menos en un sistema de honor". - Profesor "He utilizado ChatGPT extensivamente para tratar de mejorar en reconocer cuando los estudiantes lo usan". - Profesor Asociado "ChatGPT ha dificultado mucho [combatir el plagio]. Los estudiantes presentan trabajos generados por computadora que no son originales y no obtienen crédito. Utilizo [sitios web verificadores de IA]. Las tareas en clase son útiles, ya que los estudiantes deben escribir algo en clase y no pueden depender de una computadora para obtener 'ayuda'". - Profesor Asociado.

Si quieres saber más sobre las oportunidades del ChatGPT que han encontrado los profesores de educación superior, no te pierdas nuestro artículo "ChatGPT en la educación superior: oportunidades para instructores"

¿Cómo están respondiendo los profesores ante el plagio que genera la IA?

El plagio y el engaño habilitados por la IA son temas de gran controversia, y lidiar con el plagio que genera, comprensiblemente, es una fuente importante de frustración para los educadores. Un miembro de la facultad escribió en un artículo de opinión que "el engaño de la IA está corrompiendo de manera irremediable la educación superior en Estados Unidos", argumentando que su presencia es una amenaza para el pensamiento crítico y todo el proceso de aprendizaje.

Es difícil mantenerse positivo ante lo que puede parecer una batalla cuesta arriba para preservar la integridad de la educación superior. Sin embargo, la tenacidad de los profesionales de la educación superior es evidente. Los miembros de la facultad se están adelantando a la curva. Están ampliando su conocimiento sobre la IA, no solo para combatir el engaño, sino también para fortalecer y personalizar sus entornos de enseñanza y aprendizaje para ayudar a los estudiantes.

La necesidad de políticas

Menos de un tercio (31%) de los estudiantes dicen que sus profesores, materiales del curso o códigos de honor de la escuela han prohibido explícitamente el uso de herramientas de IA, y el 60% dice que sus profesores o escuelas no han especificado cómo usar las herramientas de IA de manera ética o responsable. Las políticas claramente escritas por parte de la administración pueden ser herramientas útiles para los profesores al establecer límites claros para los estudiantes sobre lo que es y lo que no es un uso aceptable, y al desmitificar los límites de un tema complicado. Dada la creciente cantidad de engaño que muchos profesores están experimentando solo este año, dichas políticas parecen ser imprescindibles.

Lidiar con el plagio generado por la IA en la educación superior es un desafío creciente. Si los profesores obtienen políticas reflexivas que regulen el uso y los parámetros de la IA en el campus, así como el apoyo que necesitan de sus instituciones para ampliar su conocimiento, ellos y sus estudiantes saldrán fortalecidos al final del camino y será posible preservar la integridad académica en la educación superior.

Si quieres leer más descubrimientos en nuestro reporte “Faces of Faculty 2023” da clic aquí.

 

uso-de-chatgpt-en-la-educacion-superior-desafios-y-oportunidades2

 

ChatGPT en la educación superior: oportunidades para instructores

ChatGPT en la educación superior está aquí y los instructores están en una posición para guiar su uso. Por supuesto, eso siempre ha sido así. Ya sea que los instructores de matemáticas incorporen el uso de calculadoras gráficas o los instructores de escritura se apoyen en correctores ortográficos de procesadores de texto, la tecnología siempre ha demandado que los instructores, en el aula, respondan a ella. Ahora, los instructores están respondiendo a ChatGPT y aprovechando las oportunidades que ofrece en la educación superior.

¿Qué es ChatGPT? Una Introducción al ChatGPT en la educación superior

ChatGPT es una tecnología, desarrollada por OpenAI, de inteligencia artificial, que genera texto basado en la solicitud de un usuario. Puede responder preguntas, producir oraciones, escribir código, construir guiones, crear traducciones, jugar juegos y más. Está diseñado para ser interactivo con un formato de diálogo, que permite que ChatGPT responda a preguntas de seguimiento, cuestione premisas incorrectas y rechace solicitudes inapropiadas.

Las respuestas de ChatGPT están destinadas a sonar generadas por humanos. Con esto, la aplicación no solo es fácil de usar, sino que también se vuelve atractiva como una fuente potencial de deshonestidad académica cuando los estudiantes participan en el trabajo del curso, por esto debemos de ver en el ChatGPT en la educación superior oportunidades para los instructores.

Desafíos de utilizar ChatGPT en la educación superior, ¿se puede usar para hacer trampa?

Absolutamente. Pero antes de que los instructores se alarmen, las formas de hacer trampa siempre han estado disponibles para los estudiantes. Colusión, generadores de texto, manipulación de archivos, trampas contractuales y plagio son algunas de las formas en que los estudiantes pueden ser académicamente deshonestos. Por supuesto, los instructores siempre han podido utilizar enfoques proactivos para minimizar estas formas.

Sin embargo, la facilidad de uso de ChatGPT y su rápido tiempo de respuesta lo hacen tentador para obtener material que los estudiantes pueden apropiarse como propio.

Estrategias para utilizar ChatGPT en la educación superior en una manera ética

Las tareas de escritura son un medio importante y viable para evaluar el conocimiento de los estudiantes, y no solo para los instructores de idiomas, sino también para la evaluación de habilidades en una variedad de disciplinas. Pero las tareas de escritura suelen ser solo uno de los muchos componentes de una clase.

Además, los borradores finales de una tarea escrita no son el único componente que se utiliza para calificar. Algunos instructores utilizan métodos basados en el proceso, mediante los cuales se otorga crédito a los estudiantes por completar diversas etapas como la entrega de prescritos, la elaboración de un esquema, redacción preliminar o la edición entre parejas. Algunos instructores requieren pruebas de investigación junto con un borrador final, ya sea que incluya una bibliografía anotada o el requisito de que los estudiantes compartan copias de las fuentes que han utilizado para la investigación. Otros instructores prefieren asignaciones basadas en proyectos, como la creación de portafolios. Incluso se pueden utilizar rúbricas para calificar estas tareas.

Calificar más que solo un borrador final puede reducir la dependencia de los estudiantes en ChatGPT. Luego, una combinación de tareas de menor importancia (pruebas, reflexiones, respuestas en un diario) y tareas de mayor importancia (pruebas importantes, exámenes parciales, exámenes finales) puede ayudar a garantizar que los instructores evalúen una variedad de habilidades y cumplan con una variedad de objetivos curriculares.

Ampliando la evaluación de los estudiantes: oportunidades de ChatGPT para instructores

Siempre hay formas innovadoras de incorporar la tecnología en el aula, y ChatGPT en la educación superior ofrece infinitas posibilidades que se pueden utilizar junto con el currículo existente.

Los instructores de oratoria pueden usarlo para generar ejemplos de esquemas de discursos. Los instructores de idiomas extranjeros pueden usarlo para analizar la sintaxis. Los instructores de kinesiología pueden usarlo para recopilar consejos de ejercicio y luego hacer que los estudiantes respondan a esos consejos. Las posibilidades son muchas. Para cuando estés leyendo este artículo, es posible que ya hayas descubierto nuevas formas de incorporarlo a una actividad existente para tu clase. O es posible que ya hayas experimentado con una nueva idea para el aula.

Los educadores siempre han sido innovadores. Del mismo modo, la adaptación es parte del trabajo de cada instructor de educación superior. Cualquiera que sea el futuro que traiga ChatGPT en la educación superior, los instructores harán lo que siempre han hecho: innovar, adaptarse y seguir enseñando.

Con la nueva tecnología vienen nuevas formas de hacer trampa. Si quieres conocer más sobre las tendencias de hacer trampa y la prevención de la deshonestidad académica, te recomendamos nuestro siguiente artículo: "Profesores enfrentando el plagio de la inteligencia artificial"

 

Puedes leer este artículo en su versión original en inglés aquí.

Chaitali Botcha es una Embajadora Estudiantil de Cengage y reciente graduada de la Universidad de Texas A&M. Actualmente, está persiguiendo su maestría en ciencias médicas en la Universidad de North Texas.

Escrito por Chaitali:

Si tus estudiantes son como yo, enfocados en STEM, es probable que hayan tomado una clase o dos de matemáticas durante su carrera universitaria. En la Universidad de Texas A&M (TAMU), WebAssign se utiliza ampliamente en muchas clases de matemáticas, como Estadísticas y Cálculo. Es una excelente herramienta que te permite acceder rápidamente a tu curso desde casi cualquier lugar, completar las tareas de manera oportuna y obtener calificaciones.

WebAssign se utiliza principalmente para las tareas, que generalmente contribuyen con un 10-20% de las calificaciones de los estudiantes en clases de nivel universitario. Pero, ¿sabías que también puedes utilizar WebAssign para exámenes y pruebas? ¡Estas pueden representar un 50-70% de la calificación total de un curso completo! Esto te ahorraría un tiempo valioso en la calificación de evaluaciones y también beneficiaría a tus estudiantes. Entonces, hablemos sobre cómo los exámenes de WebAssign benefician tanto a los estudiantes como a los profesores.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Te gustaría poder construir más con WebAssign? ¡Contacta a uno de nuestros especialistas digitales!

Puede que te hayas cuestionado si el empleo de herramientas digitales en un contexto de enseñanza presencial beneficia a los estudiantes. Nuestras encuestas han confirmado que la tecnología en el aula aporta valor, facilitando el éxito académico, fortaleciendo la confianza y manteniendo a los estudiantes en el camino correcto.

Por esta razón, compartimos contigo 10 estrategias para integrar con éxito WebAssign en tu aula tradicional. Esto te permitirá estar a la vanguardia, ahorrar tiempo y mejorar la comunicación, la participación y la comprensión de tus estudiantes.

Ahorra Tiempo dentro y fuera de la clase.

  1. Tomar Asistencia con WebAssign en Persona Tomar lista puede consumir una cantidad innecesaria de tu valioso tiempo en persona, por lo que debes tomar asistencia de manera digital. Comienza configurando una categoría de asignación para la asistencia dentro de tu WebAssign “GradeBook” y programando tareas individuales para cada sesión de clase. (¡Duplica cada tarea para ahorrar tiempo!)Para llevar un registro de la asistencia, protege cada tarea con contraseña y proporciona la contraseña a los estudiantes en clase para que se marquen como presentes. Si deseas mayor seguridad, puedes restringir la tarea por ubicación para que solo los presentes en clase puedan acceder a ella y desalentar a los estudiantes a compartir la contraseña con sus amigos.
  2. Grabar y Publicar tus Clases para un Enfoque de Aula Invertida ¿Estás enseñando una mezcla de clases en línea y presenciales? Ahorra tiempo en la creación de contenido y clases para ambos cursos reutilizando tus materiales. Cuando dictes tu clase presencial, graba un video de ti mismo enseñando el material. Luego, publica el video en una tarea de WebAssign o súbelo como recurso en tu curso en línea junto con los recursos relevantes, como diapositivas de PowerPoint. Esto te permitirá enseñar el material una vez y usarlo para varios cursos.
  3. Realizar Evaluaciones o Pruebas en Línea para los Estudiantes Todavía puedes aprovechar las asignaciones predefinidas y la configuración segura de las pruebas en WebAssign en persona, entregando las pruebas de manera virtual. Para hacer esto, tienes algunas opciones:

Mejora la Comunicación y Colaboración

  1. Realizar Horas de Consulta Virtuales para Mayor Comodidad Tomarse el tiempo para ir a tu oficina física no siempre es una tarea fácil para los estudiantes (especialmente si son no tradicionales). Ahora que han vuelto al aula, recomendamos mantener horas de consulta virtuales para dar a los estudiantes la flexibilidad de conectarse contigo, sin importar cuán lejos estén del campus.Para configurar con éxito las horas de consulta virtuales, proporciona un enlace de Zoom o conferencia para los estudiantes. También puedes recordarles que utilicen las horas de consulta para obtener ayuda dentro de WebAssign. Algunos ejemplos: Función “Ask Your Teacher”, si los estudiantes necesitan ayuda con sus tareas o asignaciones, pueden usar esta función para pedir tu apoyo y podrás ver exactamente en qué pregunta está trabajando el estudiante junto con sus envíos anteriores. Mensajes privados, los estudiantes pueden enviarte mensajes desde WebAssign si prefieren tener una consulta escrita en lugar de presencial.
  2. Fomentar la Colaboración con Trabajo en Grupo Puedes facilitar la colaboración y la discusión entre tus estudiantes asignando trabajo en grupo. Dentro de WebAssign, puedes programar trabajo en grupo navegando a la página de “Programación de Clase” y seleccionando "Editar Restricciones" junto a la asignación deseada, luego seleccionando "asignación de grupo" en la siguiente página. Desde allí, organizarás a tus estudiantes creando grupos a través de la "Herramienta de Creación de Grupos" o permitiendo que WebAssign asigne grupos al azar. Una vez que se establezcan los grupos y se programe la tarea, solo un miembro del grupo necesitará enviar el trabajo del grupo. ¡No olvides decirles a tus estudiantes en qué grupo están!

Impulsa la Participación y Comprensión de los Estudiantes

  1. Mantén a los Estudiantes Comprometidos con Encuestas de WebAssign en Persona ¿Tienes dificultades para mantener la atención de los estudiantes durante tus clases? Mantén su interés creando preguntas de encuesta en WebAssign a las que puedan responder durante toda la clase. Puedes usar estas preguntas de encuesta para recopilar opiniones de tus estudiantes o verificar su comprensión de un tema.Una vez que hayas creado tus preguntas de encuesta en WebAssign, las respuestas y puntuaciones de tus estudiantes se alinearán con la configuración de tu asignación. La única diferencia es que las preguntas de encuesta se consideran correctas para cualquier respuesta. Los estudiantes no obtendrán crédito si no responden a la pregunta. Esto puede ayudarte a determinar quiénes están comprometidos e incluso quiénes asistieron a clase ese día.
  2. Enriquece tus Clases con Ejemplos Interactivos El 88% de los estudiantes afirmó que obtendrían mejores calificaciones con contenido interactivo en comparación con impreso.
  3. Mantén los Temas del Curso Interesantes con VideosAdemás de ejemplos interactivos, también puedes utilizar videos para involucrar a los estudiantes en un tema específico durante tu clase. ¿No tienes tiempo para crear tus propios videos? ¡No hay problema! Muchos títulos dentro de WebAssign tienen videos cortos de conferencias disponibles en tus recursos para instructores, que puedes utilizar. Puedes abrirlos fácilmente y mostrarlos en clase, luego ponerlos a disposición de los estudiantes para que los consulten más tarde en la sección de recursos de la pantalla principal de su cuenta en WebAssign.
  4. Revisar Problemas de Tareas Utilizando los “Cass Insights”

Acorta la brecha entre las tareas de los estudiantes y su comprensión conceptual, empoderándote con datos. Antes de la clase, revisa el resumen de “Class Insights” para identificar las preguntas marcadas de las tareas que causaron problemas para un gran porcentaje de la clase. Dedica los primeros cinco minutos de clase a revisar estas preguntas marcadas con tus estudiantes para asegurarte de que las comprendan. Esto te permitirá identificar y abordar rápidamente los temas más comunes con los que los estudiantes tienen dificultades.

Consejo: Después de repasar estos temas, incluso puedes asignarlos nuevamente en futuras tareas de práctica o exámenes para verificar aún más la comprensión de los estudiantes.

  1. Programar un Día Virtual de Estudio

¿Estás lo suficientemente avanzado en el semestre como para que tus estudiantes deban centrarse en revisar el material, pero quieres asegurarte de que realmente estudien? En lugar de dar clase un día, organiza un día virtual de estudio y asigna el “Plan de Estudio Personal (PSP)” a tus estudiantes para practicar o como parte de su calificación.

El PSP, disponible en muchos títulos de Cengage en WebAssign, ayuda a los estudiantes a identificar los conceptos del curso o capítulo que necesitan revisar. También proporciona una selección personalizada de recursos basados en su rendimiento. No olvides restringir el tiempo en que la tarea estará disponible si deseas asegurarte de que los estudiantes completen el trabajo en lugar de asistir a la clase.

Puede que te hayas cuestionado si el empleo de plataformas digitales en el aula, en un contexto de enseñanza presencial, beneficia a los estudiantes. Nuestras encuestas han confirmado que la tecnología en el aula aporta valor, facilitando el éxito académico, fortaleciendo la confianza y manteniendo a los estudiantes en el camino correcto.

Por esta razón, compartimos contigo algunas estrategias para integrar con éxito la plataforma digital en el aula WebAssign. Esto te permitirá estar a la vanguardia, ahorrar tiempo y mejorar la comunicación, la participación y la comprensión de tus estudiantes.

Estrategias para integrar la plataforma digital WebAssign en el aula.

Ahorra Tiempo

 

1. Tomar Asistencia con WebAssign.

En Persona, tomar lista puede consumir una cantidad innecesaria de tu valioso tiempo, por lo que puedes tomar asistencia de manera digital y ahorrar tiempo.

 

2. Grabar y Publicar tus Clases para un Enfoque de Aula Invertida.

¿Estás enseñando una mezcla de clases en línea y presenciales? Ahorra tiempo en la creación de contenido y clases para ambos cursos reutilizando tus materiales.

 

3. Realizar Evaluaciones o Pruebas en Línea para los Estudiantes.

Todavía puedes aprovechar las asignaciones predefinidas y la configuración segura de las pruebas en WebAssign en persona, entregando las pruebas de manera virtual. Para hacer esto, tienes algunas opciones:

 

Mejora la Comunicación y Colaboración.

1. Realizar Horas de Consulta Virtuales para Mayor Comodidad.

Tomarse el tiempo para ir a tu oficina física no siempre es una tarea fácil para los estudiantes (especialmente si son no tradicionales). Ahora que han vuelto al aula, recomendamos mantener horas de consulta virtuales para dar a los estudiantes la flexibilidad de conectarse contigo, sin importar cuán lejos estén del campus.Para configurar con éxito las horas de consulta virtuales:

 

2. Fomentar la Colaboración con Trabajo en Grupo.

Puedes facilitar la colaboración y la discusión entre tus estudiantes, asignando trabajo en grupo, un gran beneficio de las plataformas digitales en el aula.

 

Plataformas digitales en el aula

 

Impulsa la Participación y Comprensión de los Estudiantes con el uso de plataformas digitales en el aula.

1. Mantén a los Estudiantes Comprometidos con Encuestas de WebAssign en Persona.

¿Tienes dificultades para mantener la atención de los estudiantes durante tus clases? Mantén su interés creando preguntas de encuesta en WebAssign a las que puedan responder durante toda la clase. Puedes usar estas preguntas de encuesta para recopilar opiniones de tus estudiantes o verificar su comprensión de un tema. Una vez que hayas creado tus preguntas de encuesta en WebAssign, las respuestas y puntuaciones de tus estudiantes se alinearán con la configuración de tu asignación. La única diferencia es que las preguntas de encuesta se consideran correctas para cualquier respuesta. Los estudiantes no obtendrán crédito si no responden a la pregunta. Esto puede ayudarte a determinar quiénes están comprometidos e incluso quiénes asistieron a clase ese día.

2. Enriquece tus Clases con Ejemplos Interactivos.

El 88% de los estudiantes afirmó que obtendrían mejores calificaciones con contenido interactivo en comparación con impreso.

3. Mantén los Temas del Curso Interesantes con Videos.

Además de ejemplos interactivos, también puedes utilizar videos para involucrar a los estudiantes en un tema específico durante tu clase. ¿No tienes tiempo para crear tus propios videos? ¡No hay problema! Muchos títulos dentro de WebAssign tienen videos cortos de conferencias disponibles en tus recursos para instructores, que puedes utilizar. Puedes abrirlos fácilmente y mostrarlos en clase, luego ponerlos a disposición de los estudiantes para que los consulten más tarde en la sección de recursos de la pantalla principal de su cuenta en WebAssign.

4. Revisar Problemas de Tareas Utilizando los “Class Insights”.

Acorta la brecha entre las tareas de los estudiantes y su comprensión conceptual, empoderándote con datos. Antes de la clase, revisa el resumen de “Class Insights” para identificar las preguntas marcadas de las tareas que causaron problemas para un gran porcentaje de la clase. Dedica los primeros cinco minutos de clase a revisar estas preguntas marcadas con tus estudiantes para asegurarte de que las comprendan. Esto te permitirá identificar y abordar rápidamente los temas más comunes con los que los estudiantes tienen dificultades.
Consejo: Después de repasar estos temas, incluso puedes asignarlos nuevamente en futuras tareas de práctica o exámenes para verificar aún más la comprensión de los estudiantes.

Programar un Día Virtual de Estudio

¿Estás lo suficientemente avanzado en el semestre como para que tus estudiantes deban centrarse en revisar el material, pero quieres asegurarte de que realmente estudien? En lugar de dar clase un día, organiza un día virtual de estudio y asigna el “Plan de Estudio Personal (PSP)” a tus estudiantes para practicar o como parte de su calificación.

Una de las ventajas de esta plataforma digital en el aula, es la existencia del PSP, disponible en muchos títulos de Cengage con WebAssign, este ayuda a los estudiantes a identificar los conceptos del curso o capítulo que necesitan revisar. También proporciona una selección personalizada de recursos basados en su rendimiento. No olvides restringir el tiempo en que la tarea estará disponible si deseas asegurarte de que los estudiantes completen el trabajo en lugar de asistir a la clase.

 

Si quieres aprender más sobre WebAssign, no olvides contactar a uno de nuestros especialistas digitales.
Este artículo es una traducción, si quieres leer el artículo original en inglés sobre las plataformas digitales en el aula, visita el siguiente enlace.

 

Las escuelas y los profesores tienen un papel fundamental en el desarrollo de estudiantes de alto rendimiento. La pandemia del coronavirus (COVID-19) ha demostrado que, además de las habilidades y actitudes de los estudiantes, el apoyo familiar y el acceso a recursos educativos, las prácticas en el aula, el bienestar de los maestros y la composición de las clases son aspectos clave que influyen en el rendimiento estudiantil.Durante el cierre de las escuelas, los estudiantes con motivación, acceso a métodos de aprendizaje alternativos y apoyo de sus padres, tuvieron menos pérdidas de aprendizaje en comparación con aquellos que no tenían acceso a recursos digitales, carecían de apoyo parental o tenían menos motivación para aprender de forma autónoma.La importancia de los maestros y las escuelas se hizo evidente durante este período. Los padres experimentaron de cerca la complejidad del trabajo de los maestros, que requiere conocimientos y paciencia. Los estudiantes también se dieron cuenta de lo efectivo que es el aprendizaje con la guía de sus maestros y la importancia de estar en contacto con sus compañeros de clase.

Para fomentar el desarrollo de estudiantes de alto rendimiento, es crucial prestar atención a tres áreas clave: las prácticas en el aula de los maestros, el bienestar y la satisfacción laboral de los maestros, y la composición de las clases.

Es importante aprovechar al máximo el tiempo en clase dedicado a la enseñanza y el aprendizaje real. Los estudiantes se benefician cuando pasan más tiempo aprendiendo, en lugar de lidiar con problemas disciplinarios o tareas administrativas. Los maestros y líderes escolares pueden encontrar formas alternativas de manejar estas tareas y mejorar las relaciones con los estudiantes que pueden perturbar las clases. Además, la participación de los maestros en actividades extracurriculares puede mejorar el clima disciplinario.

La satisfacción laboral de los maestros también es crucial. Los maestros que están satisfechos con su entorno de trabajo tienden a tener un mejor desempeño. Los líderes escolares y las autoridades educativas deben revisar las condiciones de trabajo en consulta con los maestros para identificar áreas de mejora. Fomentar la colaboración entre los maestros, otorgarles autonomía y permitirles participar en la toma de decisiones escolares puede aumentar su satisfacción y su compromiso con la enseñanza.
Además, la composición de las clases tiene un impacto en el rendimiento estudiantil. Los estudiantes tienden a rendir mejor cuando hay una mayor concentración de estudiantes talentosos en el aula. Las escuelas deben esforzarse por distribuir de manera equitativa a estudiantes con diferentes niveles de habilidad y antecedentes socioeconómicos en las clases.

En general, para nutrir a estudiantes de alto rendimiento, las escuelas y los profesores deben enfocarse en mejorar las prácticas en el aula, el bienestar de los maestros y la composición de las clases. Al hacerlo, se creará un entorno propicio para el aprendizaje y el éxito académico de todos los estudiantes.

¡Cengage te acompaña!

ChatGPT es un sistema de chat basado en IA desarrollado por OpenAI. Está entrenado para mantener conversaciones de forma natural e informativa, y se basa en el modelo de lenguaje GPT-3. Con más de 175 millones de parámetros, está capacitado para realizar tareas relacionadas con el lenguaje como traducción y generación de texto. Sorprende por sus respuestas precisas y completas, pero aún comete errores. Tiene un sentido del contexto y reconoce lo dicho previamente, lo que lo hace eficaz en conversaciones. En resumen, es una herramienta efectiva para información y conversación rápida y precisa.

¿Cuáles son las desventajas de ChatGPT?

  1. Información desactualizada: solo tiene información hasta 2021 y puede no estar al tanto de eventos y tendencias actuales.
  2. Sin acceso a internet: no puede realizar búsquedas ni verificar hechos externos.
  3. Limitaciones de conocimiento: puede cometer errores por su entrenamiento limitado.
  4. Falta de contexto: puede responder basándose en palabras clave pero carece de comprensión profunda y contexto.
  5. Falta de empatía: no puede proporcionar apoyo emocional ni motivación, y no puede reemplazar la interacción humana.

 

¿Cuál es la postura de los profesores? A pesar de ello, recientemente ha demostrado suficiente inteligencia para pasar exámenes de posgrado de leyes y negocios de prestigio con calificaciones de C+ a B-. Algunos profesores, como Ethan Mollick, piden convivencia pacífica entre humanos e IA en el mundo actual. Sin embargo, otros expresan preocupación por el impacto de ChatGPT en el aprendizaje de los estudiantes y su tendencia a copiar y pegar en tareas.

¿Y tú tienes una postura definida en cuánto al ChatGPT?

Según la autora, Diantha Ellis, profesora de negocios en la Escuela de Negocios Stafford de Abraham Baldwin Agricultural College, es fácil ver una serie como "The Witcher" de un tirón, pero difícil mantener la atención de los estudiantes durante una clase. Ella explica que esto se debe a que la serie tiene giros y acción constante, mientras que muchas clases siguen una estructura antigua de una conferencia de 50 minutos con un flujo constante de información.

Sin embargo, Ellis brinda esperanza a los profesores y los llama a considerar cómo pueden adaptar su enseñanza para mantener a los estudiantes comprometidos y atentos. La profesora sugiere estructurar las clases de la misma manera que un episodio de una serie de televisión, lleno de acción y giros, para captar la atención de los estudiantes. Ellis hace un llamado para los profesores para que consideren cómo pueden adaptar su enseñanza a las preferencias y estilos de aprendizaje de los estudiantes modernos.

En el siguiente texto, en la sección sobre la experiencia, se menciona a la autora Diantha Ellis:

Primer acto: El Calentamiento

La primera regla de un entretenimiento excelente es atraer a tu audiencia. En una película o programa, eso podría significar comenzar la historia en medio de la acción. Esto puede funcionar en el aula para un curso como Historia o Literatura. Sin embargo, en otros cursos, esto puede no ser la mejor opción. (Imagínate el horror en las caras de tus estudiantes si comenzaras en medio de un problema complejo de Álgebra o Contabilidad. ¡Ay!).

En cambio, comienza con un buen calentamiento. Muestra interés en tus estudiantes como personas. Salúdalos cordialmente. Pregúntales cómo les fue el fin de semana. Platica de forma conversacional sobre proyectos que tengan en otras clases, planes de vacaciones o un nuevo programa favorito. Haz esto mientras realizas otras tareas, escaneando la sala para ver quiénes están presentes y marcando tu libro de registro. Esto no debería llevar mucho tiempo, de uno a tres minutos como máximo, y no debería ser apresurado ni superficial.

Pasa a una breve revisión de un tema previo de la clase, haciendo preguntas específicas sobre los puntos clave que quieres asegurarte de que recuerden. Según la experiencia de Diantha Ellis como estudiante de derecho y profesora de escuela de negocios, cuando los estudiantes esperan que tendrán que hablar sobre los materiales del curso, se esforzarán y rendirán. Sin embargo, esto no tiene que ser un esfuerzo individual. Puedes dejar que elijan equipos (o firmas de consultoría, como me gusta llamarlos) al comienzo del semestre o a lo largo del mismo. A veces, tener un equipo de su lado puede ayudar a los estudiantes a responder preguntas difíciles y motivarlos a prepararse para la clase.

Segundo acto: Destacando el tema del día para mejorar el aprendizaje

Según Ellis, un comentario que recibe con frecuencia de los estudiantes es su agradecimiento por sus esfuerzos para organizar la clase de una manera fácil de seguir, destacando un tema del día. Cuando el método es claro, los estudiantes se sienten como aliados en el proceso de aprendizaje y tienden a rendir mejor tanto en clase como en sus exámenes, cuestionarios y proyectos.

Ellis sugiere que se destaque un tema del día previéndolo antes de la clase y luego, en el día de clase, se transite del repaso de la clase anterior al tema del día, mostrando la conexión entre ambos. Esto es especialmente fácil de hacer en una clase como Economía o Derecho, ya que los temas realmente están interconectados. Sin embargo, todos los campos tienen algunos hilos comunes que se extienden a lo largo.

De hecho, esto se alinea con el actual movimiento hacia la transversalidad de programas en el ámbito académico. Al igual que ninguna clase es un silo, ningún tema debe existir en aislamiento. Enfatizar esto mostrará a los estudiantes cómo se relaciona el material que aprenden con sus carreras futuras y el mundo que los rodea.

Tercer acto: Las sorpresas y giros de la historia

El público de hoy en día es más difícil de mantener entretenido debido a las muchas opciones disponibles. No tienen que conformarse con cambiar de canales o revisar DVDs para entretenerse. Si un programa o película es aburrida, es fácil detenerlo y comenzar otra.

Muchos de los estudiantes a los que enseñamos hoy en día tienen esa mentalidad. Si hay algo sobre la clase que no es estimulante, mentalmente se desconectarán y buscarán algo más entretenido o valioso que hacer con su tiempo. Esto se aplica incluso a los profesores antiguos que no permiten ninguna tecnología en sus aulas. Puedes quitar el gadget, pero eso no mantendrá a los estudiantes mentalmente concentrados. Esta es la realidad con la que competimos. Entonces, para combatirlo, debemos hacer lo que hace cualquier productor exitoso de un programa: mantenerlos al borde de sus asientos.

No les des a tus estudiantes tiempo para empezar a pensar en lo aburridos que están. Mueve de una actividad a otra, manteniendo a tu audiencia pegada a lo que está sucediendo y deseando mantenerse al día con la historia. Esto se puede lograr con la siguiente estructura:

Resumen corto del tema

Después de resaltar el tema del día, ofrecer un resumen corto. Esto puede lograrse con una corta presentación de PowerPoint, folleto, historia que ilustre los detalles de la lección del día o otra técnica similar. No te extiendas aquí. Mantenlo corto y conciso.

Piensa en ello como un avance de película - ¡No cuentes toda la historia! Tu audiencia debe participar en tu narración. Recuerda, muchos de estos estudiantes están acostumbrados a ser participantes activos en una historia - han estado haciéndolo durante años con juegos interactivos.

Dale la vuelta a la clase

Pon a los estudiantes en el asiento del conductor por un tiempo. Hazles, preguntas específicas sobre el tema del día. Pídeles que te proporcionen sus propios ejemplos en lugar de quedarte con los tuyos. Felicita a los estudiantes cuando brinden un buen ejemplo y ayúdalos a trabajar hacia uno mejor si el suyo no está completamente en línea.

Los estudiantes deben prestar atención cuando están bajo los reflectores. Sin embargo, evita ser demasiado insistente o autoritario. Guíalos hacia la respuesta correcta con una actitud amigable y colaborativa. Hazles saber que te importan y sé su compañero en el proceso de aprendizaje.

Uso de actividades planeadas

Los profesores pueden asignar preguntas seleccionadas de los libros de texto como actividades para trabajar en grupos pequeños, individualmente o para toda la clase. Esto permite a los estudiantes saber que discutirán esas preguntas durante la semana y estarán preparados. ¡Juegos como Kahoot! También son una forma divertida de mantener el interés de los estudiantes.

Cuarto acto: la reseña

Para concluir el tema del día, prepare una breve reseña. Esto no debe durar más de uno o dos minutos y puede ser en forma de juego. Tenga en cuenta que una vez que llegue a esta etapa, los estudiantes empiezan a sentir que la clase está cerca de terminar. Por lo tanto, trabaje para que valga la pena que se involucren.

Quinto acto: el cierre

El último acto debe ser una transición suave desde el Acto 4. Establece una conexión entre este periodo de clase y el siguiente. Por ejemplo, en Derecho Empresarial, se puede obtener un fragmento de un caso real (con nombres modificados) dejando la decisión de la corte hasta la próxima clase. Piénsalo como un avance del siguiente capítulo en una serie.

Esperamos que nuestros estudiantes no terminen una presentación oral con "Bueno, eso es todo lo que tengo". Por lo tanto, debemos seguir el ejemplo. Envuelve la clase con cuidado y delicadeza. Haz que quieran más. Si lo haces, volverán a la próxima clase, deseando saber lo que sucederá en el siguiente episodio.

El Prontuario Fiscal Cengage 2023 es un recurso esencial para cualquier profesional o experto en materia fiscal en México. Se trata de la compilación más completa y actualizada de leyes fiscales y sus reglamentos, con correcciones detalladas y profundas que permiten comprender mejor el proceso tributario en el país.

El prontuario ofrece una visión clara y precisa de los derechos y obligaciones de los contribuyentes, además de incluir formularios fiscales para calcular operaciones y casos prácticos integrales tanto para personas físicas como morales. Con esta herramienta, los docentes y profesionales no tendrán que perderse en el vasto mundo de las leyes fiscales, ya que encontrarán todo lo que necesitan para el ejercicio de su actividad.

 

Además, el prontuario se encuentra actualizado con las últimas modificaciones fiscales, gracias a su sitio web en línea, donde se pueden encontrar constantes actualizaciones y reformas. Esto permite tener una visión clara y precisa de los cambios más recientes en materia fiscal.

Las características principales del prontuario son:

En resumen, el Prontuario Fiscal Cengage 2023 es una herramienta valiosa para cualquier persona o empresa que desee estar informada y actualizada en materia fiscal en México. Para conocer más sobre este recurso, visite su sitio web en www.prontuariofiscal.com.

Este año es hora de aplicar a la universidad de tus sueños. Revisa las convocatorias para 2023 y conoce los requisitos necesarios para ingresar. Aunque no hay un porcentaje fijo de aceptación en las universidades de México, es importante estar informado sobre las exigencias de la universidad, carrera y puntaje mínimo requerido en el examen de admisión.

Como ejemplo, en 2020 la UNAM ofreció 199,588 puestos, de los cuales solo el 10% fueron aceptados. Este año, ofrece 18,785 lugares y solo seleccionará a los mejores promedios.

Explora herramientas y recursos como cursos de ingreso a la UNAM y nuestra guía para ingreso a la universidad para mejorar tus posibilidades de éxito. Para obtener más información, visita [https://webassignlabs.lat/guia-universidad/].

Es fundamental revisar las instrucciones de la convocatoria, cumplir con los requisitos de la universidad, registrarse en línea, proporcionar información escolar, presentar un comprobante de estudios, tener el promedio requerido, abonar los costos y aprobar el examen de admisión. ¡Buena suerte con tus aplicaciones!

Prepárate para ingresar a la universidad, construir un futuro prometedor y alcanzar tus sueños. Adelante te proporcionamos una guía con las fechas de las convocatorias en las mejores universidades de México. ¡Atrévete a iniciar tu camino hacia el éxito!

¿Cuándo son las próximas convocatorias del 2023?

BUAP 2023

UNAM 2023

Para carreras en línea y a distancia (SUAyED):

UAEMex 2023

IPN 2023

UAM 2023

UNADM 2023

UANL 2023

UDG 2023

Convocatoria A:

TEC DE MONTERREY 2023

Solo una convocatoria anual, dividida en 3 etapas (temprana, regular, tardía) con un solo intento por etapa y proceso de admisión igual para todos los campus ITESM.

UP 2023

2 convocatorias: Admisión General y Admisión Ciencias de la Salud. Admisión General incluye carreras empresariales, humanísticas, de ciencias sociales, hospitalidad y bellas artes. Admisión Ciencias de la Salud incluye medicina, enfermería y psicología.

IBERO 2023:

La educación ha sido un elemento esencial en las culturas de todos los tiempos que han construído civilizaciones. Desde los antiguos romanos y romanos, pasando por las culturas indígenas de Mesoamérica, hasta nuestros días. Todos los grandes imperios han educado a sus pueblos a través de distintas ramas del saber. Educar es una constante que permanece, cambiando de formas, de objetivos, de medios. Educar para mantener la soberanía de las naciones, educar para mirar al futuro de frente. Educar, con medios tradicionales, educar con medios altamente tecnológicos, pero siempre con la intención de proveer una armadura intelectual que forje personas que sepan actuar, que sepan tomar decisiones.

Actualmente, la educación de la civilización occidental, está fundada sobre las bases de la era post-industrial. Durante la era industrial, la revolución de las máquinas, surgió el énfasis en adquirir habilidades que prepararan a las personas para incorporarse en las grandes fábricas de manufactura de electrodomésticos. Estas fábricas surgieron de la producción de armas, para luego convertirse en producción de electrodomésticos. La educación actual sigue este patrón de formar estudiantes que aporten a la estructura de producción de máquinas y es al mismo tiempo estructurada para producir profesionistas en serie, como si fueran electrodomésticos. Dudo haya sido con una clara intención, sino tal vez como efecto colateral del sistema educativo, emulando el sistema de trabajo de una fábrica.

¿Qué es lo que necesitan realmente los estudiantes?

Sin embargo, los tiempos han cambiado. La última década nos ha hecho espectadores de un sinfín, innumerable y ultra rápido río de cambios sociales, tecnológicos y culturales. Los paradigmas que sostenían las sociedades de inicios del Siglo XX se empezaron a difuminar. Las personas jóvenes que viven el Siglo XXI cuestionan muchos de estos paradigmas y nos hacen entonces cuestionarnos ¿Qué es lo que necesitan los jóvenes? ¿Qué es lo que necesitan aprender los jóvenes? ¿Qué es lo que necesitan realmente los estudiantes?

Quienes crecieron durante el Siglo XX no tenían una tablet en sus manos con acceso infinito a videos educativos y de entretenimiento; necesitaban ir físicamente a un salón de clases para aprender. Alguien en persona tenía que enseñarles. En cambio, quienes crecieron durante el Siglo XXI no tienen como condición la reducción del aula al mundo físico, ni la presencia de un profesor que enseñe. Ellos tienen acceso a contenido ilimitado y gratuito para formarse en, podría atreverme a decir, todas las disciplinas del saber. No crecieron en la era industrial sino en la era del conocimiento. Ellos necesitan educarse de acuerdo al tipo  de estudiante que son.

Tipos de Estudiante

En mi experiencia, cuando algo es para todos no es para nadie. En mi experiencia, hay distintos tipos de estudiante y cada uno de ellos necesita un trato ad hoc, un modelo de acompañamiento que los guíe y les dé la confianza para aprender explorando. Ya no es un canal de comunicación unidireccional en el que el profesor llega a dar clase al salón y se va. Ahora, la comunicación es bidireccional y, en el mejor de los casos, es también guiada por el mismo alumno.

Me ha resultado práctico y realista categorizar en tres a los tipos de estudiantes que he conocido en las aulas (Físicas o virtuales). El primer tipo de estudiante yo le llamo estudiante promedio, son aquellos quienes al asistir a clase viven en el presente, esta es su característica principal. Los estudiantes promedio están ahí para aprender y seguir adelante con el semestre, tal vez su horizonte más lejano es graduarse, pero están enfocados en el corto plazo, meses adelante. Tal vez no sean los mejores estudiantes, pero viven pensando en sus retos actuales, sus problemas actuales; necesitan guía del profesor. Después, la segunda categoría son los estudiantes ideales, su característica principal es que viven en el futuro, pues muchos de ellos ya tienen experiencia laboral y por lo tanto son autodirigidos, ya saben lo que no quieren, ya saben lo que quieren de su vida, saben cómo la clase encaja o no con sus propios objetivos a largo plazo. Finalmente, he visto que existe una tercera categoría de estudiantes: los especiales. Son estudiantes especiales quienes van aprendiendo a su propio ritmo y podría parecer que viven en el pasado, pues sus intereses personales les hacen necesitar más apoyo al aprender. No son malos estudiantes, pero su curiosidad es bastante peculiar para preocuparse por lo laboral o para ser catalogados como promedio. Ejemplo de estudiante especial fue Thomas Alva Edison, genio inventor con muchísimas patentes a su nombre y que por tener necesidades especiales su madre lo sacó del sistema educativo y se apoyó en la educación en casa.

Categorizar a los tres tipos de estudiantes ayuda a los profesores y a los directores del sistema educativo a atender, siendo empáticos con quienes reciben la enseñanza. Usar la herramienta conocida como Mapa de Empatía es muy útil y extremadamente recomendable para crear estrategias de acompañamiento a los alumnos pues como ya mencionaba antes, cuando algo es para todos no es para nadie. ¿Qué necesitan realmente los estudiantes? Hoy necesitan un acompañamiento empático que les permite aprender de acuerdo a sus circunstancias, un acompañamiento que les ayude a discernir el camino a seguir que llene sus expectativas no solo con conocimiento técnico sino con una base de solidez humana. Acompañarlos formará no solo buenos técnicos sino buenos profesionistas que aporten a la sociedad cambiante en la que les tocó crecer.

Artículo desarrollado por:

Prof. Carlos Saldaña.

A partir de la década de 1980, se empezó a identificar la educación como el principal instrumento para el desarrollo de los países, el crecimiento de las economías, el aumento de la productividad y, para superar o, al menos estrechar, el abismo interno de pobreza y el externo de conocimiento y tecnología que separa a los países desarrollados de aquellos en vías de desarrollo. El consenso sobre el papel de la educación vino de gobiernos, empresas e intelectuales, pero también de los principales organismos internacionales, como la UNESCO, la OCDE) el Banco Mundial y el Banco Interamericano de Desarrollo, entre otros.

Históricamente, la temática curricular surge como parte de un proceso internacional más amplio, liderado por Estados Unidos, en el que se generalizan las aportaciones de la teoría educativa desarrollada en el marco de la industrialización monopólica de ese país en el siglo XX. Así, se divlugó un pensamiento educativo enfocado en las demandas sociales y educativas que la industrialización iba estableciendo, como parte de las aspiraciones de una sociedad democrática y basada en el progreso.

Desde entonces, diversos investigadores se han dado a la tarea de incorporar nuevos elementos al debate curricular. Sobresale, como un primer acercamiento al enfoque en competencias, Franklin Bobbit, con su propuesta de indagar en las actividades que desempeña un egresado para establecerlas como referencia en el diseño curricular.

No hay que perder de vista que en el campo curricular -en los sesenta, en Estados Unidos, y en los setenta, en México- se concentraba en aspectos técnicos, como expresión del pragmatismo que paulatinamente se reducía a una visión únicamente tecnocrática y circunscribía la recesión a un problema de clasificación de comportamientos, traducidos posteriormente a objetivos conductuales.

En contraste, las reformas educativas de la década de 1990 se caracterizan por los efectos de la globalización mundial -como interrelación económica, cultural y política-, así como por las exigencias de la llamada tercera revolución industrial -la producida por la inteligencia artificial, la microelectrónica y superconductividad y las tecnologías de la información y la comunicación-. En última instancia, estas tecnologías modifican los procesos productivos y, por ende, los educativos. Al mismo tiempo, los sistemas educativos están haciendo frente a nuevos problemas como:

En América Latina el reto de la educación es mayor, ya que a lo anterior hay que sumar:

Para tener una idea del potencial de desarrollo e impacto que tiene la educación, hay que considerar que, entre las variables que explican el desarrollo de un país, está la escolaridad de los adultos (en un sentido amplio). De hecho, la variable educativa llega a explicar hasta un 20% de la varianza de las variables relacionadas con el desarrollo económico.

Juan Prawda, en su trabajo “Educación, productividad y empleo: retos para el sistema educativo", llega a las siguientes conclusiones:

Los sistemas educativos son cruciales de cara a la era de la información, ya que tienen el potencial de relacionar directamente conocimiento con productividad. De la misma forma, la educación ya no puede circunscribirse a la técnica o los conocimientos, sino que debe tener en cuenta una visión holística de los procesos formativos, donde los objetivos son tanto conocimientos y comportamientos, como actitudes y voluntades. Todo ello tiene la finalidad de contribuir eficientemente a la formación de profesionistas-personas completas.

Roberto Celaya Figueroa, Sc.D.

Formación ● I+D+i ● Consultoría

Desarrollo Empresarial - Gestión Universitaria - Liderazgo Emprendedor

www.rocefi.com.mx

El término liderazgo hace referencia a la capacidad de influir en los demás para conseguir un fin común. Pero existe otra definición que utilizo en mis cursos y conferencias, el liderazgo personal, que es la capacidad que tiene cada persona de decidir por sí misma respecto a su propia vida.

En un mundo donde hemos ido conquistando cada vez más libertades, hablar de liderazgo personal suena redundante. Después de todo, ¿quién más va a decidir por nosotros respecto a nuestra propia vida? Pero la cuestión no es tan sencilla.

El liderazgo está relacionado íntimamente con la voluntad, y la voluntad con el carácter. Aunque tenemos una prepersonalidad con la que nacemos, la personalidad se va forjando a lo largo de la vida, va madurando con nuestras acciones y decisiones, moldeando nuestro carácter y nuestra voluntad para tomar decisiones sobre nuestra vida.

Quien decide es siempre el líder, así que, ¿quién es el líder en tu vida? Piensa esto, cuantos más factores externos sean los que inciden en tus decisiones, menos dueño de ellas eres y, por lo tanto, menos líder de tu propia existencia.

En una ocasión, le pedí a un grupo de ejecutivos que hiciera una lista con las tres principales motivaciones para realizar su trabajo. ¡Todas resultaron ser factores externos a ellos! Las metas de la empresa, el dinero y los bonos, el temor al despido, etc., ¡todos factores externos! ¿Y qué significa esto? Que si en tu vida los principales factores que inciden en tus decisiones son externos, entonces son los demás quienes llevan las riendas de tu vida, deciden por ti y, finalmente, quienes están viviendo tu propia vida.

Seamos prácticos, tenemos necesidades y obligaciones, siempre habrá factores externos que nos empujen en tal o cual dirección, eso es innegable. Pero, a pesar de ello, debemos luchar porque nuestras motivaciones personales de logro y superación (nuestros sueños) ocupen sitios prioritarios para compensar, en cierta forma, esa presión externa y luchar por liderar nuestra vida.

Una frase que repito en mis conferencias es que “la vida no es algo que se nos da cuando se nace, sino algo que debemos de ganarnos día a día con el fragor de la batalla cotidiana”.

¿Que tienes que trabajar en tal o cual cosa, pero te gusta pintar, bailar, escribir o lo que sea y a veces no puedes compaginarlo? Tienes dos opciones: o te haces profesional en aquello que te gusta para conciliar tus sueños con tu profesión, o buscas la forma y los espacios diarios para cuidar y abonar a tus sueños. ¡Ah! Hay una tercera opción: buscar en las obligaciones diarias que tienes las motivaciones personales para cumplirlas. Por ejemplo, y volviendo al grupo de ejecutivos, después de una serie de ejercicios y reflexiones, pudieron encontrar motivaciones personales que compaginaran con su trabajo, como superarse constantemente o explotar su creatividad como parte del mismo trabajo.

¿Por dónde empezar? Primero, por las tres áreas principales de tu vida: escuela, trabajo, familia, amistades, pareja, etc. Escribe debajo de cada una los tres principales factores que te hacen actuar en cada una de esas áreas. A continuación, revisa esos factores y, si el enfoque es externo y reactivo (por ejemplo, "necesidad de aceptación"), trata de re-redactarlo de manera personal y activa (mismo ejemplo, "deseo compartir con los demás mi vida y mi experiencia"). Por último, haz una lista de tus tres principales sueños, que son solo tuyos y que no caben en ningún área común de tu vida, y comprométete a dedicarles cada día al menos cinco minuto para buscarlos y realizarlos.

El liderazgo personal es verte y hacerte dueño de tu propia vida: piensa por ti, siente por ti, vive por ti, y cuando estés un paso adelante de alguien más, voltea y tiéndele la mano para que, como líder de tu propia vida, puedas darle a otra persona el liderazgo de la suya. No hay mejor regalo que darle a alguien la libertad, ya que solo quien es dueño de sí mismo a través del liderazgo personal puede pensarse, sentirse y vivirse libre.

 

Roberto Celaya Figueroa, Sc.D.

Formación ● I+D+i ● Consultoría

Desarrollo Empresarial - Gestión Universitaria - Liderazgo Emprendedor

www.rocefi.com.mx

Lo bueno del buen fin son sus grandes ofertas, promociones y descuentos. Según Daniel Urías, de Cooltura Financiera, lo malo es no estar preparados para administrarnos correctamente y terminar haciendo compras por impulso. Y lo feo es que existen establecimientos que aprovechan para montar ofertas ficticias.

¿Cómo aprovechar el buen fin y salvar la cartera de las tentaciones?, ¿Cómo tomar las decisiones correctas con un máximo beneficio en uno de los fines más esperados del año?

Uno de los temas que sale a relucir para este fin de semana, como un salvavidas para la cartera, es el de la educación financiera.

Según la CODUSEF la educación financiera permite tomar decisiones informadas sobre productos y servicios financieros. Saber hacer un presupuesto garantiza tener un buen control de ingresos y gastos. Y todo este conocimiento termina teniendo un impacto positivo en las finanzas personales

Poniendo al “Buen Fin” en el contexto te presentamos 6 consejos con perspectiva en educación financiera que te harán ayudarán a ahorrar dinero:

1) Define un presupuesto.

Establece ¿Cuánto es lo máximo que puedes gastar en ese fin de semana? Fija la cantidad según lo que tendrás disponible después de tus gastos y compromisos regulares.

2) Prioriza tus compras.

Hazte la pregunta, ¿Necesito hacer compras que no pueden esperar? Si la respuesta es afirmativa comienza a planear qué es lo que necesitas y regístrala dentro de tu presupuesto.

Si algo no es indispensable, no lo compres. Por más barato que sea, si no lo necesitas no ahorrarás, sólo será un gasto.

3) Identifica necesidades futuras.

Si estás pensando en adelantar algún gasto importante del siguiente año, busca si hay ofertas que te permitan cubrirlos desde ahora. Pueden ser vacaciones, útiles escolares, incluso regalos para alguna fecha especial, aniversario, cumpleaños, etc. Mientras más te anticipes, más control tendrás sobre tus finanzas personales.

4) Investiga con tiempo las tiendas.

Encuentra lugares que vendan lo que necesitas y evalúa los precios antes de que inicie el Buen Fin. Así podrás saber si en realidad hay un descuento.

5) No te endeudes ni comprometas recursos que aún no tienes disponibles.

No uses tu aguinaldo u otros recursos de fin de año. A menos que pienses adquirir un bien duradero, no es recomendable que des el tarjetazo o peor aún, que dispongas de recursos que no has recibido. Volviendo al punto #1 presupuesta y apégate a lo que tienes hoy disponible.

6) Ojo con los meses sin intereses.

Las tiendas que tengan esta promoción deben publicar el mismo precio a crédito que de contado. Si a crédito es más alto, aunque te den 100 meses para pagarlo, te están cobrando intereses y eso puedes denunciarlo. Tampoco aceptes que te cobren un monto extra por hacer pagos con tarjeta.

Si quieres profundizar más sobre educación financiera, finanzas personales, consulta nuestro catálogo de libros con relación a finanzas.

¿Estás buscando una nueva forma de aplicar exámenes a tus estudiantes? Cengage Learning Testing, con tecnología Cognero, es un sistema en línea flexible que te permite crear, editar e impartir exámenes a tus estudiantes dentro y fuera del aula.

Dentro de este sistema, puedes generar y administrar un banco de exámenes a partir de una variedad de soluciones de Cengage Learning. Asimismo, puedes crear fácilmente múltiples pruebas y entregarlas a tus alumnos en clase, por correo electrónico o a través de su LMS. Cognero es una herramienta gratuita disponible para cualquier persona con una cuenta de Cengage.

Sigue leyendo para descubrir cómo usar esta herramienta para tu curso.

Agrega Cognero a tu cuenta de Cengage

Comienza agregando Cognero a tu cuenta de Cengage siguiendo estos pasos:

  1. Inicia sesión en tu cuenta Cengage de Instructor aquí.
  2. Busca el libro de texto de tu curso por autor, título o ISBN del libro.
  3. Selecciona el libro de texto y luego haz clic en "Continuar"
  4. Selecciona el producto Cognero de la lista de recursos que coincide con el libro de texto que seleccionaste anteriormente y haz clic en "Agregar seleccionado al Centro de Recursos del Instructor"
  5. Cognero se agregará a tu tablero de Cengage. Para abrir el programa, haz clic en Cognero, en "Acceder a los Suplementos del Instructor".

Crea un examen usando Cognero

Una vez hayas agregado Cognero a tu tablero de Cengage, podrás comenzar a crear exámenes siguiendo estos pasos:

1. Abre Cognero

2. Crea un nuevo examen

Escoge una de las siguientes tres opciones para encontrar las preguntas de tu examen, luego haz clic en 'Continuar'. Las opciones incluyen:

  1. Opción de compilación 1: Selecciona aleatoriamente preguntas por tipo de set de preguntas y/o pruebas existentes.
  2. Opción de compilación 2: Selecciona aleatoriamente preguntas según la información de la pregunta (estándares estatales o nivel de dificultad) de sets de preguntas y/o pruebas existentes.
  3. Opción de compilación 3: Crear una prueba vacía.
  4. Comienza a montar tu examen, según tu opción de compilación

Según la opción de compilación elegida en el paso anterior, los pasos para crear tu examen difieren:

3. Opción de compilación 1

4. Opción de compilación 2

Sugerencia profesional: Pasa el cursor sobre la pregunta en el panel Set de Preguntas para ver una vista previa de la pregunta.

5. Finaliza tus exámenes

(OPCIONAL): Exporta tu examen a tu LMS

  1. Si la prueba que deseas exportar no se encuentra actualmente en tu panel Editor, selecciona tu examen en el panel Tests y arrástrala hasta el panel Editor.
  2. Elige Exportar en el menú Archivo.
  3. Haz clic en el formato para la exportación (por ejemplo, Ángel, Blackboard, Respondus o QT1).
  4. El archivo .zip se guardará en tu disco duro. Ahora puedes importar este archivo .zip al LMS.

Referencia: Videos específicos de LMS para ayudarte a exportar tus pruebas:

Todos necesitamos la guía de alguien con más experiencia para hacer mejor nuestro trabajo. En ningún ámbito esa dinámica es tan relevante –y está tan arraigada— como en el salón de clases. La retroalimentación les sirve a los estudiantes para saber cómo progresa su aprendizaje y, cuando se comunica en un buen ambiente de clase, puede incrementar la motivación y el compromiso estudiantil.

¿Cómo beneficia a los estudiantes la retroalimentación?

La retroalimentación por parte del profesor tiene dos niveles de importancia. El primero es obvio: los estudiantes, por definición, requieren orientación sobre cómo avanzan en sus clases. Los comentarios les permiten saber si están desarrollando las habilidades y adquiriendo el conocimiento que se espera de ellos y les muestran dónde y cómo pueden progresar.

El segundo nivel es más objetivo: una buena retroalimentación puede mejorar el desempeño de los estudiantes, no solo en la tarea en cuestión, sino en general. Además, puede reforzar su motivación para aprender, la confianza en sus capacidades y el compromiso. Conduce a un mejor establecimiento de objetivos, planificación de tareas y un mayor nivel de aprendizaje autorregulado. Sin duda, la retroalimentación de alta calidad forma mejores estudiantes.

¿Cómo asegurarse de que se reciben los comentarios?

El primer paso es crear un entorno en el que la retroalimentación sea bien recibida. A primera vista, dar retroalimentación en forma de elogios parece ser la mejor opción. Sin embargo, en última instancia, esto es inútil, ya que es insuficiente para proporcionar una crítica real y genuina.

De acuerdo con John Hattie y Gregory Yates, los estudiantes son más receptivos y perceptivos a la retroalimentación cuando se les muestra que las dificultades e incluso las fallas ocasionales son pasos normales del proceso de aprendizaje. Si el ambiente en el aula penaliza el esfuerzo como señal de fracaso, la retroalimentación se convierte en una crítica personal, lo que puede llevar al estudiante a dudar de su capacidad. Cuando se reconoce que la dificultad es normal, que se respetan los intentos de buena fe de los estudiantes, independientemente del resultado, se acepta mejor la retroalimentación como un comentario sobre su trabajo y no sobre su capacidad.

¿Cómo dar una buena retroalimentación?

Una vez creado el entorno para que los estudiantes reciban comentarios, ¿cómo puedes brindar una retroalimentación efectiva que refuerce el aprendizaje de tus alumnos en el futuro? Hattie y Yates plantean tres preguntas:

  1. ¿Hacia dónde va el estudiante?

Tener un objetivo claro y alcanzable es importante, tanto para el profesor como para el alumno. El estudiante debe saber cómo es su desempeño para que pueda dirigir sus esfuerzos y comprender los comentarios del instructor.

  1. ¿Cómo se encuentra en este momento?

Cuando des retroalimentación, ten en mente el objetivo. Los comentarios sobre una tarea o proyecto deben girar en torno al progreso del estudiante para lograr ese objetivo. Aborda el éxito y avance del estudiante para que sepa lo que necesita lograr y en qué está mejorando, así como las áreas específicas de oportunidad para alcanzar la meta definida.

  1. ¿Cuál es el siguiente paso?

No dirijas los comentarios solamente a las áreas donde se quedaron cortos los estudiantes. Supón que habrá próximos intentos para alcanzar la meta preestablecida e indica cómo pueden avanzar.

Te comparto algunas recomendaciones para dar una mejor retroalimentación:

 

Algunas trampas a evitar:

 

Con una retroalimentación buena y de calidad, el rendimiento y el compromiso de los estudiantes mejora. ¡Una mejor retroalimentación hace mejores estudiantes!

La retroalimentación efectiva ayuda a fomentar una mentalidad de crecimiento.

Consulta nuestra infografía para conocer las diferencias entre una mentalidad de crecimiento y una mentalidad fija.

A medida que regresamos a la enseñanza presencial y exploramos nuevas formas de involucrar y apoyar a nuestros alumnos, uno de los factores más importantes a considerar es el impacto de la Covid-19 en la salud mental de los estudiantes.

Con esto en mente, te invito a mirar más allá de las expectativas de un estudiante que se porta bien. Piensa en qué comportamientos y cambios en el aprendizaje podrían hacer sospechar sobre un problema en la salud general de un estudiante.

Para concluir el semestre de forma exitosa, es fundamental entender las motivaciones detrás del comportamiento de los estudiantes, manejar sus perspectivas y respuestas, reconocer los síntomas y saber cuándo intervenir. En este artículo describo algunas formas de crear una cultura del cuidado de la salud en el salón de clases, donde tanto docentes como alumnos se sientan apoyados.

Campus en crisis

Tres cuartas partes de los casos de enfermedades mentales crónicas comienzan a los 24 años, según la Alianza Nacional sobre Enfermedades Mentales (NAMI, por sus siglas en inglés). Una encuesta de 2019, realizada por el Consejo Estadounidense de Educación (ACE), encontró que en el 82% de los programas académicos, los directores estuvieron de acuerdo o muy de acuerdo en que la salud mental de los estudiantes era el problema más urgente en el campus. En otras palabras, la típica edad universitaria suele ser un momento crítico en el que se pueden desarrollar problemas de salud mental.

Antes de la pandemia por Covid-19, las enfermedades mentales en los campus universitarios estaban al alza. Pero desde su inicio, ha empeorado drásticamente la salud mental estudiantil: de 2013 a 2021, las universidades registraron un aumento del 135% en los casos de depresión y del 110% en los de ansiedad.

No hace falta decir que, como educadores, estamos llamados a pensar fuera de la caja y asegurarnos de que nuestros estudiantes se desarrollen en un entorno propicio para su salud mental.

Cómo abordar las señales de advertencia

Identificar las señales de advertencia es vital para poder ofrecer apoyo. Como instructor, es posible que solo observes indicios de enfermedades mentales de forma esporádica o temporal (durante algunas semanas, por ejemplo). Si bien estos signos no determinan necesariamente un diagnóstico de enfermedad mental, te indican que prestes más atención al estudiante por si se necesita tomar medidas.

Entre las señales de advertencia más comunes se encuentran:

 

Si notas estos comportamientos, habla individualmente el alumno o alumna. Es más probable que te cuente información más confidencial en privado que en grupo. También es fundamental reconocer sus luchas como persona, no solo como estudiante.

El salón de clases como entorno seguro

El salón de clases no son sólo paredes y ventanas, es un lugar para que los estudiantes aprendan y crezcan. Tener un ambiente seguro y de apoyo es importante para todos.

Es probable que la mayoría de los estudiantes experimenten algún grado de angustia mental en el aula. Como docente, desempeñas un papel primordial en el acceso de los estudiantes a los servicios de apoyo en campus, así como en su éxito académico general. Establece tu salón de clases como un entorno de apoyo proporcionando un foro donde los estudiantes puedan ser escuchados, entendiendo que cada estudiante vive experiencias distintas y reacciona al estrés y la ansiedad de manera diferente.

También es importante ser consciente de tu propia salud mental para administrar adecuadamente tus responsabilidades de enseñanza y establecer un espacio propio cuando sea necesario.

Comparte la importancia de la salud mental

Como educadores, no solamente somos responsables de lo académico. También ayudamos a los estudiantes a aprender autocuidado y responsabilidad personal. Parte de esta educación es enseñar cuándo y cómo buscar ayuda a problemas mentales o emocionales. Pero, ¿cómo se enseña la importancia de la salud mental?

Una forma es compartir sus propias experiencias cuando sean relevantes. Por ejemplo, podrías explicar a tus alumnos si has tenido problemas para hablar en público como estudiante universitario. ¡Tal vez tenías miedo de que alguien viera lo nerviosa o nervisio que estabas o que nadie tomaría en serio nada de lo que dijeras! Así les das a entender que su participación es importante y que todos nos beneficiamos de escuchar lo que todos tienen que decir.

Al compartir tus propias experiencias, les muestras que la vulnerabilidad está bien (y es incluso necesaria), sino que tienen algo valioso que aportar.

Conclusiones principales

Te dejo algunas recomendaciones sobre cómo administrar tu salón de clases, siendo la salud mental una prioridad:

 

Para obtener más información sobre cómo priorizar la salud mental en su salón de clases, consulta el libro electrónico Navegando los problemas de salud mental en el campus.

Una nueva década, un nuevo comienzo. Los nuevos años veinte estaban destinados a ser grandiosos. El semestre de primavera de 2020 comenzó como cualquier otro: se prepararon los programas de estudio, se inscribieron los alumnos y comenzaron las clases. Las primeras semanas fueron como cualquier otro semestre hasta que el mundo cambió drásticamente. Los rumores sobre el nuevo virus que causaba la Covid-19 habían circulado desde finales de 2019, pero en EE. UU. nunca pensamos que nos afectaría de forma tan dramática. Estábamos equivocados.

Probablemente nunca olvidemos aquel marzo de 2020 y el semestre de primavera de 2020. Eran las vacaciones de primavera en mi universidad y yo asistía a una conferencia regional. Irónicamente, estaba presentando los beneficios de usar Microsoft Teams en el aula. Mis colegas y yo bromeamos sobre la posibilidad de usar más este programa –entonces relativamente nuevo— si tuviéramos que cambiar al formato en línea. No nos imaginábamos que íbamos a dar clase a través de este medio durante los próximos años.

Han pasado dos años y todavía no hemos regresado a los tiempos anteriores a la Covid-19. Esta nueva normalidad nos ha enseñado muchas lecciones valiosas sobre cómo dar clases durante una pandemia. He anotado algunas cosas que nos han ayudado, a mí y a mis alumnos, a navegar por esta nueva forma de enseñar y aprender.

Busca el balance con flexibilidad

Una de las cosas más importantes que aprendí durante la pandemia es que la flexibilidad es clave. Puedes tener el plan perfecto y, de un día para el otro, todo puede cambiar. Desarrolla tu plan de estudios, establece un horario y crea un plan de respaldo para cambios inesperados.

Debes ser flexible tanto con el diseño del curso como con tus alumnos. Todos hemos sufrido cambios radicales desde que la Covid-19 apareció en escena, también nuestros alumnos: han lidiado con ajustes de horarios, además de ser arrojados a clases en línea a las que no se inscribieron. No estoy sugiriendo que cambies u omitas las políticas normales de tu curso, pero he aprendido que un poco de comprensión y flexibilidad con la asistencia a clase y las entregas, dentro de lo razonable, ayuda mucho al desempeño de los estudiantes. Asimismo, darles la oportunidad de reunirse contigo de forma virtual puede resultar beneficioso.

Humaniza tu clase

En los casi 20 años que llevo en la enseñanza superior, me he esforzado por crear una conexión emocional con mis alumnos personalizando cada clase. Si compartes con ellos cómo te ha afectado la pandemia a nivel personal, sabrán que entiendes cómo se sienten.

Crear una atmósfera en la que los estudiantes sepan que pueden compartir sus sentimientos –positivos y negativos— genera una conexión más profunda y un espacio donde se sienten motivados y listos para aprender. Habla con tus estudiantes, no solo con respecto al trabajo del curso, sino también para saber cómo se sienten acerca de la vida en general. Cuando se sienten conectados contigo, como instructor, tienen más probabilidades de obtener buenos resultados en el curso. Al implementar esta estrategia, descubrí que ha mejorado el rendimiento general de mis alumnos.

Fomenta la interacción: usa herramientas de participación

Algo que perdimos durante esta pandemia es la conexión. La mayoría hemos estado atrapados en nuestras casas con contacto limitado durante dos años. Fomentar la interacción contigo y entre los propios estudiantes es vital para conseguir una clase exitosa. Al usar algunas herramientas de participación, pude interactuar con mis alumnos en un nuevo nivel.

Incorporar estas herramientas te ayuda a fomentar una colaboración interactiva y dinámica tanto en aulas remotas y HyFlex como presenciales. Las salas de reuniones de videoconferencia, Kahoot y Flip Grid son solo algunas de las opciones que puedes usar para impulsar la interacción con sus alumnos. Cuando implementé estas herramientas, recibí tantos comentarios positivos de mis alumnos que ahora incorporo al menos una de ellas en todas mis clases, sin importar el método de entrega.

La planificación y la preparación son cruciales

Como con la mayoría de las cosas en mi vida, prefiero tener un plan. Sin embargo, enseñar durante la pandemia me ha demostrado que una mayor preparación y planificación ayudan enormemente. Yo lo llamo "precarga". Antes del comienzo del semestre, configuré todo lo que pude dentro de mi sistema de gestión de aprendizaje (LMS), y el tiempo me ha demostrado lo importante de este enfoque.

Te recomiendo programar anticipadamente tus lecciones, tareas y anuncios de cursos en función de tu plan de estudios. Esta preparación no se limita a cursos asincrónicos, también sirve para las clases presenciales. Usa el LMS para organizar los materiales del curso y las calificaciones de tus alumnos. Este trabajo de preparación ahorra mucho tiempo necesario para acomodar otros problemas que tienden a surgir con mayor frecuencia desde la pandemia. Si algo me ha enseñado esta época, es que cuanto más organizado estés, ¡mejor!

Proporciona opciones y graba la clase

He aprendido que es importante proporcionar varias opciones. Los estudiantes aprecian tener alternativas para ver y enviar los materiales del curso. Comencé a ofrecer mi clase presencial en vivo, a distancia, así como en el salón de clases. Esto se promulgó más por necesidad que por elección, debido al aumento de los contagios. Lamentablemente, la Covid-19 sigue con nosotros. Como instructores, debemos prepararnos para acomodar las necesidades de nuestros estudiantes a medida que surjan.

Utilizo Microsoft Teams para que los estudiantes en cuarentena participen activamente en la clase en vivo. Así, pueden interactuar conmigo, escuchar la lección y completar las tareas durante la clase. Muchos programas permiten esta estrategia educativa.

Otra opción es grabar tu clase para verla en el futuro. Los estudiantes que asisten a clases presenciales en vivo aprecian las grabaciones, ya que les permite revisar la sesión o aclarar dudas que puedan tener al terminar la clase.

Llena tu taza

Como instructores, nos esforzamos por garantizar que se satisfagan las necesidades de nuestros alumnos y muchas veces descuidamos las nuestras. Por mucho que haya cambiado la forma en que enseñó en los últimos dos años, también descubrí que para seguir siendo el mejor instructor posible para mis alumnos, también debo volcarme en mí mismo. Toma un descanso, haz un viaje, encuentra algo de tiempo para relajarte. Verter constantemente de una taza vacía no es productivo, especialmente para tus alumnos.

Mantente positivo

Estamos viviendo tiempos desafiantes. Por más difícil que sea, crear una atmósfera positiva en el salón de clases ayuda a mantener a los estudiantes motivados y listos para continuar aprendiendo. Nuestras actitudes afectan a los estudiantes y pueden influir en si hacen mal o bien el trabajo del curso. Nadie sabe cuándo (o si) la Covid-19 será solo un recuerdo lejano. Creo que estaremos aprendiendo a acomodar y ajustar nuestros métodos de enseñanza durante varios años. Estoy orgullosa de todos los nuevos enfoques que incorporé a mis clases, pero lo que más me enorgullece es escuchar a mis alumnos. Al prestar atención a sus necesidades, se volvieron más atentos y participativos en mi clase.

Espero que implementar algunas de las estrategias que aprendí durante una pandemia te sirva para hacer los ajustes necesarios de forma más sencilla.

Para los estudiantes universitarios que se graduaron durante el pico de la pandemia de COVID-19, la búsqueda de trabajo ha sido enormemente desafiante. Muchos han perdido un periodo muy valioso que podrían haber dedicado a hacer prácticas o pasantías, ganar experiencia laboral o hacer networking. Algunas investigaciones indican que los universitarios que egresaron en 2020 tienen menos probabilidades de conseguir un empleo que sus predecesores de 2019.

Pero hay buenas noticias en el horizonte: el panorama de contratación de los recién graduados está mejorando. Victoria Nauta, directora de Servicios Profesionales de la Facultad de Artes de la Universidad Estatal de Montclair, en Nueva Jersey, señala que “a pesar de las dificultades que experimentaron muchos graduados de 2020 para encontrar un puesto de tiempo completo, en 2021 la demanda de empleados de tiempo completo fue alta, sin duda una gran noticia para los estudiantes”.

Además, los profesores pueden ayudar a sus alumnos a aprovechar al máximo este repunte en el empleo. ¿Cómo? Victoria Nauta apunta a seis formas de pavimentar su camino al mundo laboral:

  1. Anímalos a mejorar sus habilidades de comunicación verbal y escrita.

La buena comunicación figura entre las principales habilidades blandas que buscan los empleadores. Dado que los profesores tratan con los estudiantes semanalmente, son los más adecuados para brindarles valiosos comentarios sobre cualquier área de mejora.

  1. Comparte oportunidades de networking y contactos.

Los profesores suelen tener conocimiento de primera mano sobre ferias de empleo, oportunidades de investigación, pasantías e incluso ofertas de trabajo específicas, sin mencionar los contactos personales con directivos o egresados que actualmente trabajan en el mismo campo de estudio de los estudiantes. Ayuda a los estudiantes a incursionar en su profesión compartiendo estas oportunidades y facilitando las presentaciones.

  1. Promociona la Oficina de Servicios de Carrera de tu institución.

Los servicios de carrera pueden guiar a los estudiantes sobre cómo conectarse en un mundo digital, dónde encontrar oportunidades de empleo y cómo prepararse para su primer trabajo. ¡Y todos los servicios, incluidos la redacción de currículums y cartas de presentación, pasantías y asistencia en la búsqueda de empleo, marca personal y creación de redes, se ofrecen GRATIS!

  1. Proporciónales recomendaciones por escrito.

El respaldo de los profesores es un factor de peso para muchos empleadores. Con el apoyo de la Oficina de Servicios de Carrera, las cartas de recomendación pueden contribuir a que el estudiante consiga el trabajo de sus sueños. Sin olvidar las redes sociales: una recomendación breve y menos formal en el perfil de LinkedIn de un estudiante puede hacerle ganar puntos en su postulación a un empleo en línea.

  1. Ayúdalos a establecer expectativas realistas.

Son muchos los estudiantes que esperan que su título se traduzca instantáneamente en un trabajo y salario de alto nivel. Los profesores  pueden ayudarlos a entender el tiempo que toma encontrar un trabajo de tiempo completo, así como enfatizar la importancia de esforzarse en el primer empleo para lograr ser promovidos.

  1. Invítalos a ser persistentes y flexibles.

    Aconseja a los estudiantes que apliquen a distintas posiciones y tengan la mente abierta en cuanto a posibles oportunidades laborales, incluyendo el trabajo remoto.

“Ya están contratando, los estudiantes solo necesitan ser optimistas”, defiende Nauta. Como profesores, podemos ayudar a los estudiantes a conseguir un trabajo alentándolos, ayudándolos a conectarse, promoviendo la práctica y la mejora de sus habilidades de comunicación, facilitando oportunidades de networking y refiriéndolos a los servicios de desarrollo profesional de su campus.

Jody Small is an Emmy Award-winning writer-producer who films stories about students and educators at community colleges and universities around the country.

Este artículo fue traducido al español por Cengage Latinoamérica, La entrada original se encuentra aquí.

 

<México> Cengage Learning Editores S.A. DE C.V., con domicilio en Ave. Andrés Molina Enríquez 354, 1er. Piso Ofic. "A", Col. Ampliación Sinatel, Del. Iztapalapa, Ciudad de México, C.P. 09479.

<Colombia> Cengage Learning de Colombia S.A.S., con domicilio en Carrera 65 No 67-39 Bogotá D.C..

<Argentina> Cengage Learning Argentina S.A., con domicilio en Saenz Peña R. Pte. Av. 570 Piso:5 1035-Ciudad Autónoma de Buenos Aires

<Brasil> Cengage Learning Edições Ltda, con domicilio en la Calle Werner Von Siemens 111, Prédio 11, Torre A, Conjunto 12, Sao Paulo.

Todas las compañías Cengage operan con el Programa Global de Privacidad corporativo, el cual protege la información personal que recibimos, así como la que nos brindan las escuelas, universidades y otras empresas con las que colaborados; somos responsables de recabar los datos personales de diferentes poblaciones de varias regiones en América Latina, así como el uso que se les dé a los mismos, y la protección de dichos datos, según las especificaciones de las leyes vigentes en materia de Protección de datos en cada país donde operamos[1].

Razones porqué Cengage recolecta datos personales

Cuando Cengage recolecta información personal de clientesestudiantes, y profesores, es porque será utilizada para:

De manera adicional, utilizaremos la información personal para las siguientes finalidades que no son necesarias para el servicio principal, pero que nos permiten y facilitan brindar una mejor atención:

Cuando Cengage recolecta información personal de autores, profesionales de la edición y socios estratégicos, es porque será utilizada para:

De manera adicional, utilizaremos la información personal para las siguientes finalidades que no son necesarias para el servicio principal, pero que nos permiten y facilitan brindar una mejor atención:

 

Para las finalidades primarias y secundarias antes mencionadas, podemos requerir los siguientes datos personales:

Cómo Cengage recolecta información personal

En muchos casos Cengage recolecta información personal directamente de los colaboradoresprofesores, estudiantes, autoresprofesionales de la edición editorial y socios estratégicos; esto se realiza por ejemplo, en eventos de promoción de obras; cuando diversas poblaciones interactúan con departamentos internos o con nuestros representantes de ventas; cuando clientes realizan una compra; cuando potenciales clientes se registran en nuestros sitios web o se dan de alta para recibir promocionales de nuestras campañas de marketing (<Argentina> damos la opción Opt-out, es decir, optar por dejar de recibir las comunicaciones comerciales).

 

Cengage nunca solicita información personal relacionada con la preferencia sexual y ni inclinación política; y cuando recopiláramos datos sensibles que afecten la esfera más íntima de las personas, lo hacemos con el consentimiento explícito de las personas.

 

Y siempre que recolectamos información personal de menores de edad (K12) e información bancaria, se realiza con el consentimiento explícito de los titulares, padres o tutores, o la institución que nos la transfiere.

Recolectamos información personal acerca de tu usuario cuando utilizas nuestros sitios web, servicios digitales y aplicaciones, y podemos transferir esta información a otras filiales Cengage alrededor del mundo.

En nuestras instalaciones, recolectamos imágenes y sonido con videocámaras de vigilancia de nuestros visitantes. Esta información es resguardada en servidores internos de la compañía y no es transferida a terceros. Y mantenemos una estricta política de eliminación de videos para el mantenimiento de los sistemas. Nos reservamos el derecho de resguardar esta información de manera indefinida en caso de una solicitud gubernamental o por razones de seguridad de los activos de cualquiera de las filiales Cengage.

Adicionalmente, usamos cookies y otro tipo de herramientas tecnológicas que automatizan la recolección de datos acerca de tu computadora y el uso de ésta en nuestras páginas y aplicaciones. Para más información acerca de los Cookies y términos y condiciones del uso de la página web, por favor consulta la sección Términos de uso, cookies y recolección de Datos.

Porqué Cengage transfiere tus datos personales a otras compañías Cengage y externos

Sus datos personales pueden ser transferidos o tratados dentro y fuera del país en donde se recolectaron los datos personales con las empresas filiales de Cengage, siempre respetando los derechos de los titulares, y para los siguientes propósitos:

Sus datos podrán ser transferidos o proporcionados sin su consentimiento cuando:

Términos de uso, cookies y recolección de Datos

Cuando visitas nuestro sitio web o usas nuestras aplicaciones recolectamos información de forma automatizada, usando tecnologías como cookies.

En muchos casos, recolectamos y usamos esta información de tal forma que no sea identificable el usuario, es decir, sin ninguna referencia personal. Por ejemplo, usamos esta información para optimizar la navegación en el sitio y los patrones de navegación como el tráfico.

En algunos casos, podemos asociar la información que recolectamos usando cookies con tu información personal, pero la usamos acorde a lo establecido en este Aviso de Privacidad.

Para una mayor referencia de los Términos de Uso Corporativos, invitamos a los usuarios del sitio web a abrir el enlace https://www.cengage.com/privacy/notice/ para conocerlos a detalle.

Cuando abres nuestro sitio web, insertamos cookies en tu computadora. Las cookies son pequeños archivos de texto que usan las páginas de internet para conectar el dispositivo con un único identificador en tu explorador. Esta tecnología nos permite reconocer cuando una persona regresa a nuestro sitio. También nos permite mejorar la experiencia de navegación, y detectar ciertos tipos de fraudes. En todo momento puedes desactivar el uso de cookies en tu explorador.

Retención limitada de datos personales en plataformas digitales

Podemos retener información personal de profesores o alumnos en nuestras plataformas digitales de aprendizaje, durante el tiempo estrictamente necesario para brindarle nuestros servicios de forma satisfactoria. Por lo tanto, todo registro dado de alta en nuestras plataformas, habiendo transcurrido un año sin uso o el período de suscripción/servicio haya perdido vigencia, será borrado.

Por lo anterior, sugerimos a nuestros clientes el tomar las acciones necesarias de manera oportuna en caso de que requieran salvaguardar dicha información.

Cómo contactarnos

Usted tiene derecho a Acceder, Rectificar y Cancelar sus datos personales, así como de Oponerse al tratamiento de los mismos o revocar el consentimiento que para tal fin nos otorgue, para lo cual se puede poner en contacto en la siguiente dirección de correo: [email protected]

Se le recomienda que cada vez que realice cambios en sus datos, lo haga de nuestro conocimiento.

Nos reservamos el derecho de actualizar el presente Aviso de Privacidad en cualquier momento.

Usted podrá conocer la versión vigente en nuestra página de internet www.cengage.com.mx en nuestra sección de Aviso de Privacidad.

 

Última actualización: 18 de septiembre de 2019

[1] Para hacer referencia a las especificaciones de cada país según lo marca cada ley se usan las siguientes marcas: <México>, <Colombia>, <Argentina> y <Brasil>.

Durante este periodo de cuarentena, muchas instituciones educativas han encontrado en las plataformas educativas online un aliado invaluable para continuar con su trabajo de manera efectiva.

 

Si bien algunas escuelas ya contaban con una plataforma educativa de confianza debido a que trabajan modalidades en línea, muchas otras instituciones no se encontraban preparadas para esta eventualidad y se vieron obligadas a adoptar una plataforma virtual rápidamente para no rezagarse en el ciclo escolar.

Sea cual sea el caso, lo más conveniente es conocer todas las alternativas y lo que nos ofrecen. Estas 27 plataformas educativas son algunas opciones gratuitas y semi-gratuitas de estudio en línea, y combinan modelos de LCMS (Learning Content Management System), LMS (Learning Management System) o EVA (Entorno Virtual de Aprendizaje).

Listado de Plataformas educativas

1.- Schoology

Una plataforma educativa gratuita que permite establecer un contacto organizado con un grupo de personas que compartan intereses. Básicamente, contiene herramientas que pueden servir para estar en línea con un colectivo y programar actividades, compartir ideas, material educativo o administrar ya sea un curso completamente virtual o que sirva como complemento de un curso presencial.

2.- Edmodo

Edmodo es una plataforma social que facilita la comunicación e interacción virtual como complemento de la presencial, aunque también se puede usar como una de las plataforma de educación en línea. Permite organizar estudiantes, asignar tareas, calificaciones y mantener una comunicación que involucre a profesores, estudiantes y padres de familia.

Contiene aplicaciones que refuerzan las posibilidades de ejercitar destrezas intelectuales, además de convertirse en una opción sana para el ocio.

La plataforma Edmodo también tiene la opción monitorear la interacción de la red por medio de las estadísticas que de ésta se pueden extraer.

3.- CourseSites By Blackboard

Quizá una de las plataformas educativas más completas es la propuesta de los creadores de Blackboard, quienes ofrecen una alternativa muy profesional.

Aunque solo se encuentra disponible en inglés, CourseSites by Blackboard permite, de forma bastante intuitiva, diseñar cursos, iniciar conversaciones, hacer videollamadas a manera de clase y darle seguimiento al rendimiento de los alumnos.

4.- Udemy

Udemy es una plataforma educativa de cursos en línea con un fuerte componente de video. Más que una plataforma enfocada hacia instituciones escolares, se trata de una biblioteca de cursos en línea. Cualquiera puede crear su propio curso siempre y cuando haya un mínimo de 30 minutos de contenido con un 60% del contenido total en formato de video.

Además, tiene una gran capacidad porque facilita agregar presentaciones, documentos y más. Por cada estudiante que se integre al curso invitado por su creador, Udemy le dará el 100% de las ganancias, mientras que los estudiantes que lleguen a través de los esfuerzos de promoción de la plataforma, representarán para el 50% de las ganancias.

5.- RCampus

Rcampus es otra opción gratuita para estudiantes y profesores. Los miembros pueden utilizar RCampus para la gestión de cursos, tareas y calificaciones. Su valor agregado es que integra un sofisticado sistema de objetivos y calificaciones, con algunos predeterminados, pero con la opción de crear los propios.

6.- Twiducate

Twiducate propone un modelo que combina un aula virtual con una red social privada. Los profesores podrán crear una sala privada para que los alumnos discutan las ideas planteadas, además de compartir calendarios, contribuir con otros salones de clases e incluso insertar videos, enlaces y documentos.

7.- Moodle

Moodle es el aula virtual por excelencia y es utilizada en múltiples ámbitos. Más que una de las plataformas educativas, se trata de un software para la creación de cursos y ambientes de aprendizaje personalizados. Se encuentra disponible en varios idiomas y, además de ser gratuito, es famoso por su flexibilidad.

8.- NEO LMS

Antes llamada Edu 2.0, es una plataforma educativa disponible en diversos idiomas que facilita al usuario crear actividades, administrar clases online, evaluar estudiantes y darle seguimiento al progreso de los alumnos. Cuenta con un plan gratuito que permite alojar hasta a 400 alumnos.

9.- CoFFEE

CoFFEE es un software de código abierto y disponible en diferentes idiomas. Aunque su interfaz es un tanto rústica, cuenta con herramientas adaptables como foros de discusión, mapas mentales, votaciones, exámenes, entre otros.

10.- Mahara

Mahara es una aplicación web enfocada más a estudiantes que a profesores, pues ofrece la posibilidad de crear un portafolio digital para darle seguimiento al desarrollo de materias, habilidades y competencias. También incluye funciones de red social, así como blogs, herramientas de presentación y un gestor de archivos.

11.- Claroline

Es una plataforma de aprendizaje y groupware de código abierto. Permite a las instituciones crear y administrar cursos y espacios de colaboración en línea. Los profesores pueden publicar documentos en prácticamente cualquier formato, así como crear grupos, foros, tareas y calendarios.

12.- Sakai

Sakai es un software enfocado en enseñanza, investigación y colaboración. Es muy versátil y permite integrar herramientas específicas para cada necesidad, algunas desarrolladas por el mismo proyecto y otras por desarrolladores independientes. En Sakai es posible crear cursos, comunicarse a través de foros, mensajería, además de facilitar el proceso de calificar y ofrecer retroalimentación para los trabajos.

13.- Docebo

Es una plataforma web enfocada en el aprendizaje corporativo, aunque puede ser usado por cualquiera. En el sitio es posible crear y gestionar actividades de aprendizaje, mientras que su enfoque de red social le permite a los alumnos involucrarse de una forma más proactiva y en grupo.

A diferencia de otras plataformas educativas, esta cuenta con un coach de inteligencia artificial que interactúa con los alumnos otorgándoles respuestas instantáneas, recomendando contenido y haciendo un seguimiento de su progreso.

13.- .LRN

.LRN fue desarrollad por el MIT y aunque su interfaz podría no ser tan intuitiva para estudiantes jóvenes (su última actualización es de 2009), cuenta con herramientas básicas para un curso como listas de correo, calendarios, foros, sistemas de calificaciones, recepción de trabajos, exámenes, entre muchas otras.

14.- Dokeos

Dokeos es un entorno de e-learning empresarial y está enfocado en la creación de rutas de entrenamiento para empleados, clientes y socios. Permite transmitir conocimiento a través de cursos y es lo suficientemente flexible como para adaptarse a los contenidos de cualquier industria.

También puede ser usado como un sistema de gestión de contenido (CMS) para educación. Sus características para administrar contenidos incluyen distribución de información, calendario, proceso de entrenamiento, chat en texto, audio y video, administración de pruebas y guardado de registros.

15.- ILIAS

ILIAS es un software libre de código abierto que puede ser utilizado sin ninguna restricción. Esto le permite puede ser fácilmente adaptado a los requerimientos específicos de cada organización.

El nombre de ILIAS viene de una abreviación de una definición en alemán que traducida al español significa: Sistema Integrado de Cooperación, Información y Aprendizaje.

Entre sus características están herramientas para la colaboración, comunicación, evaluación y asignación de tareas.

16.-ATutor

Es un sistema de gestión de contenidos de aprendizaje de código abierto basado en la web y diseñado con el objetivo de lograr accesibilidad y adaptabilidad. Aquí los educadores pueden rápidamente ensamblar, empaquetar y redistribuir contenido educativo, así como llevar a cabo sus clases online

Contiene herramientas de gerencia y administración de alumnos, tutores, cursos y evaluaciones en línea. También cuenta con una herramienta de autoría incorporada, así como con una de colaboración.

17.- LON-CAPA

El nombre LON-CAPA es un acrónimo de Learning Online Network with Computer-Assisted Personalized Approach. Posee características como funciones de usuarios, calendario, correo electrónico, chat, blogs, pruebas y elaboración de recursos.

18.- Tiching

Tiching es una red educativa con decenas de miles de recursos educativos disponibles para profesores clasificados por nivel escolar y asignatura. Los profesores pueden organizarlos por carpetas, crear secuencias y asignarlos. La plataforma también permite a los estudiantes realizar las actividades a su propio ritmo y con el acompañamiento de sus padres.

19.- WebRoom

Aplicación web de videochat que ofrece la posibilidad de crear salas de videochat con capacidad de hasta 12 personas. Una vez conectados, los integrantes pueden compartir documentos, pantallas, hacer uso de un pizarrón interactivo y espacios de trabajo.

20.- SocialGO

SocialGo le permite a cualquiera crear su propia red social, formato que puede ser utilizado con propósitos educativos. Los integrantes de la red pueden publicar fotos, videos e información y comunicarse a través de chat o mensajes públicos. Incluye perfiles, mensajes, grupos, calendarios, foros, blogs, disco duro virtual e integración con otras redes sociales para fines de identificación.

21.-Eduteka

Eduteka es un portal educativo que contiene una gran cantidad de contenido formativo enfocado a estudiantes de educación básica y media. Con estos recursos es posible diseñar clases y actividades más interactivas y dinámicas.

Los contenidos están agrupados por disciplinas y formatos como videos, juegos, entre otros.

22.- Didactalia

Plataformas educativas con contenidos educativos y materiales listos para ser usados. Sus contenidos están divididos por grado escolar e incluyen primaria y secundaria. Pueden ser consultados por asignatura o formato: Mapas, juegos, ejercicios, videos, manualidades, experimentos y otros.

Aunque es necesario tener una suscripción anual, por el momento es gratis hasta el 31 de mayo de 2020.

23.- Chamilo

Chamilo es una plataforma web de cursos en línea con una gran diversidad de temas como idiomas, negocios, química, medicina, ingeniería, etc. Algunos cursos piden una cuota de inscripción, pero el catálogo es tan amplio que cuenta con muchos cursos gratuitos.

También es posible para los usuarios crear sus propios cursos a través de la plataforma y sus herramientas.

24.- mCourser

mCourser permite tanto la creación de contenidos como la posibilidad de tomar contenidos de otros. La plataforma es accesible desde cualquier dispositivo y fue creada con el fin de facilitar la colaboración entre los profesores y sus estudiantes en el proceso de aprendizaje interactivo, ofreciéndoles un espacio de interacción en cada etapa de la educación.

Desde el sitio web, los profesores tienen una visión de sus progresos y problemas durante el proceso de aprendizaje.

25.- Ecaths

Ecaths es un sistema de gestión online de materias, cuya función principal es complementar la educación presencial con un espacio virtual de interacción y construcción de conocimiento colectivo.

Entre sus funciones está el compartir información, organizar foros, subir documentos, hacer encuestas, prácticas y proyectos.

26.- Teachstars

Teachstars ofrece la posibilidad de crear cursos en línea e inscribir alumnos para que puedan acceder al contenido y tareas. Cuenta con un sistema de calificaciones, así como un administrador de contenido para publicar material interactivo. Su conectividad con móvil es otro de sus puntos fuertes, así como lo es su capacidad de calendarizar actividades y aplicar exámenes.

27.- OpenSWAD

OpenSWAD es una plataforma educativa libre que ofrece a los profesores un espacio para alojar el material de sus asignaturas. Permite el registro de estudiantes, la creación de grupos, evaluaciones, mensajes, estadísticas y fichas de apuntes. Se ofrece gratuitamente a instituciones educativas.


Plataformas educativas online especializadas:


Te presentamos las plataformas educativas especializadas para la enseñanza que ofrece Cengage.


Matemáticas, física y estadística: WebAssign es un sistema en línea flexible y customizable para profesores y estudiantes de nivel medio superior y superior. Disponible en español e inglés.
Negocios, Ciencias sociales y Biología: MindTap provee herramientas para asignar tareas, evaluar el desempeño de los estudiantes y enriquecer la experiencia de enseñanza-aprendizaje.
Química: Apoyar el aprendizaje de la química es muy sencillo con ayuda de OWLv2 que presenta los contenidos con la ayuda de recursos multimedia y evalua a los estudiantes con actividades interactivas.
Negocios, Contabilidad, Economía y Ciencias sociales: CNOW apoya al profesor en el proceso de enseñanza-aprendizaje con herramientas para administrar su clase, asignar tareas y exámenes y dar seguimiento al progreso de los estudiantes.

 

Todas son plataformas educativas que puedes encontrar en nuestra oferta.

The MOOC was The Next Big Thing—and then it was written off for dead. But for Anant Agarwal, one of the founding fathers of this online reboot of university education, it’s only just getting started.

Agarwal is an MIT computer science professor and the CEO of the Cambridge, Massachusetts-based non-profit, edX, one of several purveyors of so-called “massively open online courses,” or MOOCs, which offer free online classes from elite universities to anyone in the world. After it was buoyed by an enormous wave of hype two years ago, the MOOC has now plummeted in terms of public perception—with even one of its most prominent backers turning his back on the idea—but Agarwal is unbowed.

The way he sees it, effective uses of the MOOC model are only beginning to take shape. Enrollment in edX courses has doubled over last year, and he believes we’re on the verge of an era he calls MOOC 2.0. “We’ve been growing as others are throwing in the towel,” he says of edX

Such optimism is to be expected from a man who makes his livelihood from this model. But Agarwal isn’t alone in this opinion. This week, a team of researchers out of MIT, Harvard, and China’s Tsinghua University—all schools that offer MOOCs—released a study showing that students who attended a MIT physics class online learned as effectively as students who took the class in person. What’s more, the results were the same, regardless of how well the online students scored on a pre-test before taking the class.

“It’s an issue that has been very controversial,” said one of the study’s authors, Professor David Pritchard of MIT, in a statement. “A number of well-known educators have said there isn’t going to be much learning in MOOCs, or if there is, it will be for people who are already well-educated.”

The Rise and Fall and Rise

In 2012, The New York Times hailed “the year of the MOOC,” and it seemed that not a day went by that there wasn’t a news story about how edX—and similar companies like Coursera and Udacity–were poised to radically change and democratize education. But then came the inevitable backlash. Critics pointedly accused these companies of overstating their potential. They cited the fact that an eye-poppingly low number of students ever finish the classes as proof that the MOOC model was fundamentally broken.

Even Sebastian Thrun, founder and CEO of Udacity and one of the MOOC’s earliest supporters turned his back on the model, transitioning Udacity into an online vocational school of sorts for tech companies. In an interview with Fast Companylast fall, Thrun discussed the shift, saying: “I was realizing, we don’t educate people as others wished, or as I wished. We have a lousy product.”

But studies like the one from MIT are providing new fuel for people like Agarwal. It’s an affirmation of the very thing they’ve been saying all along: that it’s possible to get a quality college education without the hefty price tag. But at the same time, he says the MOOC is capable of much more. What interests Agarwal most these days are all the other, unexpected use cases for the MOOC that he and his colleagues are only beginning to discover. “There’s the side of MOOCs that you see and a whole other side that you don’t see,” he says.

Agarwal says he was “astounded,” for instance, by the fact that entire countries have begun adopting edX’s open source platform, called Open edX, which allows anyone to use edX’s infrastructure to launch their own MOOCs. Now, countries as diverse as France, China, and perhaps most surprisingly, Saudi Arabia, have launched national education platforms powered by edX. In Saudi Arabia, the Ministry of Labor is using Open edX to educate more women, disabled citizens, and people living in rural areas. “This is something I could not have dreamed about,” Agarwal says.

Big MOOC on Campus

In addition to connecting people to education online, MOOCs are also starting to find their way on campus, as universities like MIT and others are adopting what’s known as a blended learning model. In a blended learning environment, students receive most of their lectures by video so they can spend class time doing hands on work. At MIT, Agarwal says, two out of every three undergrads use edX as part of their on campus courses.

Another unintended consequence of MOOCs is the massive amount of data they produce on how people learn best. EdX has found, for instance, that the longer a video lecture runs, the less time students spend watching it. So if a video lasts 40 minutes, students may only watch it for 2. If it’s 6 minutes long, they’ll watch the whole thing.

Such insight questions the very format of the college lecture, which often involves a professor pontificating on a topic for an hour or more. “It says learners want to learn in bite-sized chunks,” he says. Now, edX has even launched A/B testing on its site, allowing professors to try out different methods of teaching and comparing student outcomes. “It’s how a professor can begin to learn what’s working and what’s not working and have a process for improving the course,” he says.

More recently, edX found yet another application for its courses: college prep. In an effort to cut their budgets, school districts across the country have cancelled advanced placement courses, even as students increasingly look to those courses as a way to cut down on college tuition costs. EdX is now hoping to fill that gap by allowing students to take those courses online.

Not only that, but edX is also offering courses in college admissions guidance, where students and parents can learn about things like attaining financial aid and writing a college essay. Such skills have also become casualties of budget cuts, as schools reduce the number of guidance counselors on staff. “Now you don’t have to have a rich school district to get good guidance,” Agarwal says.

Let’s Not Go Too Far

Of course, MOOCs are not without their flaws. Agarwal admits that as long as MOOCs are free—and they probably always will be—low completion rates will persist. And as long as there are lousy teachers—and there probably always will be—there will be lousy courses.

But to condemn the entire model for these kinks would be like condemning Uber for the possibility of getting a bad driver or Airbnb for the chance that a guest might trash your house. These companies needed the freedom to figure out how to deal with these issues.

Perhaps more importantly, they needed the space to figure out what purpose they really serve. It’s that kind of patience that’s allowed Uber to grow from a taxi service to an on-demand delivery giant, and enabled Airbnb to transform itself into a full-scale hospitality brand, not simply a tool for finding a cheap couch to crash on. To judge a breakthrough technology by only its earliest flaws is to ignore all the good it might do when given the time and the trust to do it.

Published here.

Proveedor de soluciones integrales para la enseñanza, el aprendizaje y la producción de contenidos en Latinoamérica.
Copyright © CENGAGE 2024. Todos los derechos reservados
chevron-down linkedin facebook pinterest youtube rss twitter instagram facebook-blank rss-blank linkedin-blank pinterest youtube twitter instagram